Líderes religiosos a favor de normalizar relaciones entre Cuba y EE.UU.


El presidente del Servicio Mundial de Iglesias, el reverendo John McCullough, se pronunció en La Habana por impulsar acciones para promover un diálogo “sincero y transparente” entre Cuba y Estados Unidos.

En conferencia de prensa la víspera junto a sus acompañantes, el reverendo Gradye Parsons, de la Iglesia Presbiteriana de Estados Unidos, y el rabino Howard Sunny Shnitzer, McCullog consideró necesario lograr más velocidad y progreso en el diálogo entre los dos países en busca de la pronta normalización de las relaciones, y aseguró que continuarán los esfuerzos por alcanzar tal objetivo.

Para dar un primer paso es necesario resolver la crisis humanitaria, es decir, liberar a los tres antiterroristas cubanos presos en cárceles de Estados Unidos desde 1998 y a Alan Gross, quien cumple condena en Cuba, dijo.

Luego se debe poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Washington a la isla caribeña desde hace más de medio siglo, indicó.

Con estas dos acciones se comenzaría un diálogo sincero y transparente, expresó el reverendo.

McCullough informó que se emitió un llamado conjunto por el Consejo de Iglesias de Cuba, y los otros miembros de la delegación visitante, Schnitzer y Parsons, en la que piden la liberación de los cubanos y de Gross para que sus familias sean reunificadas.

Nuestra plegaria común es que trabajando juntos podremos ayudar a reunificar estas familias y a nuestros países, enfatizó el presidente del Servicio Mundial de Iglesias, quien fue recibido por el primer vicepresidente cubano, Miguel Díaz-Canel; y el ministro de Relaciones Exteriores, Bruno Rodríguez.

Por su parte, el rabino Schnitzer destacó el apoyo que brinda el gobierno de Cuba a la comunidad judía, la cual vive la misma situación que el resto de la población.

Joel Ortega, presidente del Consejo de Iglesias de Cuba, agradeció el respaldo ofrecido por las autoridades de la nación antillana, y señaló que muchas personas en Estados Unidos desean un cambio de política y de las relaciones entre ambos países.

Existe un compromiso de crear un ambiente de confianza y amistad, y que Cuba y Estados Unidos se estrechen las manos superando el pasado en pos de un mundo de paz, expresó Ortega.

Recientemente, el reverendo John McCullough realizó una visita pastoral en Marianne, Florida, a Antonio Guerrero, uno de los tres antiterroristas cubanos que todavía permanecen en cárceles federales.

El director Ejecutivo del Servicio Mundial de Iglesias de Estados Unidos calificó de positiva esa visita, en la cual vio a Guerrero “con mucha energía y muy fuerte en el aspecto psicológico, emocional y espiritual.

El Servicio Mundial de Iglesias emprendió como parte de su agenda proyectos humanitarios en los que sobresale la lucha contra el hambre, ayuda en caso de desastres, la defensa del ecosistema y esquemas para prevenir enfermedades como el Sida, entre otros programas.

Con información de la agencia Prensa Latina

Publicado el 06/11/2014 en Política, Religion y etiquetado en , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: