Viajando a una Cuba abierta


Robert Guild, de 66 años, es el vicepresidente de Marazul Charters, una agencia de viajes en Nueva Jersey que organiza visitas a Cuba. Crédito Richard Perry/The New York Times

Usted no es de ascendencia cubana, así que ¿cómo se vio implicado en esta agencia?

A mediados de la década de 1960 en la Universidad Wesleyan, yo tenía actividad en las causas de justicia social, incluyendo el apoyo a la revolución cubana en contra del gobierno del entonces presidente Fulgencio Batista, apoyado por Estados Unidos. En 1969, como miembro de Estudiantes por una Sociedad Democrática (SDS), ayudé a organizar la primera Brigada Venceremos como desafío a las restricciones a los viajes. Más tarde, uno de los miembros de la brigada que trabajaba para una agencia de viajes me contrató para esa agencia. Unos amigos fundaron Marazul en 1980 y me invitaron a sumarme a ellos.

¿Cuáles eran entonces los objetivos de Marazul?

Desde el principio Francisco Aruca, el fundador, se dedicó a la reunificación de los cubanos que vivían en el exilio en Nueva Jersey y la Florida con sus familias. El objetivo era normalizar las relaciones entre las dos comunidades, ya que no entre los dos gobiernos. Esos objetivos siguen siendo los mismos.

¿Cuál era su misión?

Muchos de esos exiliados se convirtieron en inmigrantes que querían visitar a Cuba para ver a sus familiares y también para comprender su cultura y su propio país. Mi trabajo era desarrollar programas educacionales, académicos, investigativos y culturales para los cubanos, así como para no cubanos. En esencia mi trabajo no ha cambiado. Hemos enviado a cientos de miles de norteamericanos a Cuba, a pesar de las restricciones a los viajes.

¿Cómo afectará a su trabajo la apertura de los viajes a Cuba?

Significará mucho más trabajo; ya hemos visto el aumento de interés y las preguntas. Pero también esperamos que las nuevas leyes reduzcan el montón de papeles y otros obstáculos burocráticos.

¿Y en cuanto a su agencia?

Aunque estamos más allá de la curva porque hemos trabajado con el gobierno cubano durante 35 años, creemos que muchas nuevas agencias inundarán el mercado. Necesitamos encontrar nuestro propio nicho singular.

¿Con qué frecuencia viaja usted a Cuba?

Unas cuatro veces al año, aunque eso probablemente se incremente. Tengo planes de viajar dentro de unas pocas semanas. Cada vez que voy descubro una nueva baldosa en el misterioso mosaico que es Cuba.

Traducción de Progreso Semanal.

(Tomado de The New York Times)

Publicado el 26/01/2015 en Economia, Sociedad y etiquetado en , , , , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: